Cómo asegurar ganancias en Bolsa (aunque sean pocas): la inversión tranquila

Posted by & filed under .

A la hora de invertir está claro que –aunque parezca una obviedad- todos lo hacemos para ganar rentabilidad: da igual que invirtamos unos pocos ahorros que a priori no necesitamos, o que nos dediquemos profesionalmente a esto: a final del ejercicio queremos que la suma de nuestros saldos, entre los distintos productos en los que invertimos, sea superior a la del principio del año.

Ahora que se puede operar desde casa, ya sea buscando una inversión segura con 1000Extra u otro bróker, todos podemos manejar de nuestros ahorros buscando este incremento de patrimonio. ¿Pero cómo hacerlo de tal manera que, aunque sean pocas, logremos ganancias?

Opciones para gestionar tu cartera de inversión

En bolsa hay dos maneras de operar: hacerlo a corto plazo, o hacerlo a medio y largo. En la operativa a corto se buscan rentabilidades rápidas en compras y ventas que incluso pueden ejecutarse durante el mismo día: variaciones muy pequeñas, de apenas unos pipos, pueden hacernos ganar importantes saldos (en función de cuánto teníamos invertido).

Mientras tanto, en las operaciones a medio y largo plazo lo que se buscan son básicamente rentabilidades por dividendo: cada año cada empresa cotizada tiene la costumbre –que no obligación- de repartir lo ganado entre los accionistas –al menos una parte-. Dentro de esta filosofía de tener contentos a los accionistas, hay compañías que pueden llegar a repartir hasta un 6% de rentabilidad, lo que en los tiempos actuales es una cantidad magnífica.

Esta es la vía más tranquila de ir ganando dinero. Al estar sujeta a negociación en un mercado secundario, nadie nos asegura que la acción en la que invirtamos no vaya a coger una tendencia a la baja, pero dado que con la renta variable a largo plazo debería de terminar ganándose dinero, el dividendo anual puede ser una magnífica opción para aquellos que quieren vivir los menos vaivenes posibles.

Otra manera de ganar dinero en bolsa de la manera más lineal posible es hacerlo gracias a nuestra gestión de nuestros recursos: si sabemos manejar la información, y sacar partido de ella, tendremos mucho terreno ganado frente al resto de inversores.

De ahí que sea básico estar atentos a qué noticias hay sobre un producto, un nicho o una bolsa en concreto, para poder actuar en consecuencia, y con celeridad, antes de que haya un cambio de tendencia.

Por eso hay que leer foros, y blogs de personas con bagaje y autoridad que den recomendaciones, así como revistas especializadas. Toda información, es bienvenida.

Por último, hay que aprovechar las herramientas que las plataformas financieras nos brindan. En el caso de la bolsa, son dos muy concretas: por un lado el simulador, que nos ayuda a trabajar en modo real pero con dinero ficticio, y por otra parte las órdenes de stop and loss.

Estas consisten en órdenes dadas al mercado que solo se ejecutan en el momento en que la acción ha tomado un valor concreto. Se suelen utilizar para fijar el precio mínimo al que ejecutar una orden de venta y así minorar posibles caídas.

Gestionando estas órdenes, podemos terminar maximizando la rentabilidad.

Imagen: pixabay

You must be logged in to post a comment. Log in